Banco de Buenas Prácticas Banco de Buenas Prácticas
Fundación Mujeres Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales
InicioPrestación de ServiciosRecursos de intervenciónInter. con la mujer prostituida

Inter. con la mujer prostituida

APRAMP: Iniciativas de prevención y apoyo en el mundo de la prostitución Imprimir

  • Paises donde se desarrolla:
    • España
  • Ámbitos:
    • España
    • ONG
  • Año de inicio:1989
Promovido por:

ASOCIACIÓN PARA LA REINSERCIÓN Y ATENCIÓN DE LA MUJER PROSTITUIDA (APRAMP)

Plaza del Ángel, 14 1º Izq. 28012 Madrid.
Tel: +34 914 201 708

http://www.apramp.org
apramp@retemail.es

Documentación complementaria:

 Conclusiones del taller de formación interna sobre intervención con mujeres víctimas de trata con fines de explotación sexual(2006)
 La prostitución Claves Básicas para reflexionar sobre un Problema

Organizaciones asociadas:

En la IV Conferencia de Naciones Unidas sobre las mujeres (Pekín 1995) se reconoció la prostitución como una forma de violencia contra las mujeres, la consecución más desgarrada de la desigualdad de la mujer frente al hombre. Mujeres principalmente, pero también hombres, en grave dificultad social se ven obligados a “buscarse la vida” en este “mercado” que nuestra sociedad genera, posibilita y mantiene por un lado, pero penaliza moral y socialmente por otro. La dignidad de un ser humano puede evidenciarse en el sufrimiento, en la marginación y en la esclavitud; la indignidad de la prostitución concierne a toda la sociedad.
 
El colectivo con el que trabaja APRAMP pertenece al mundo de la exclusión social, personas que ejercen la prostitución en las calles. Esta clase de prostitución es el último tramo y más desgarrado de todo el mercado del sexo.
 
Desde APRAMP se constata un aumento alarmante de mujeres que acceden a la prostitución para pagarse el consumo de droga.
 
La llegada de muchas mujeres inmigrantes, la mayoría en situación de ilegalidad ha aumentado aún más la dimensión del problema. En 1997 la población total atendida fue de 1.826 personas, de las cuales 1.123 eran españolas y 703 extranjeras. En 1998 la proporción se invierte: de 2.344 personas, 898 son españolas y 1.209 extranjeras.
 
La mayor parte de las personas que ejercen la prostitución en la calle sufren el grave problema del alojamiento. Viven en pensiones en condiciones lamentables y caras, que además suponen un vínculo constante con el mundo de la prostitución.
 
Se dan en el colectivo problemas importantes de salud, unidos en muchos casos a un deterioro extremo. La población atendida desde APRAMP tiene también otras problemáticas asociadas: analfabetismo, malos tratos, experiencias familiares traumáticas, dificultades de adaptación social y de relación.
 
Los objetivos de la Asociación tienen dos vertientes:
  • Los logros (preventivos, rehabilitadores o de reinserción) conseguidos con cada persona.
  • El refuerzo de la red de “contención” del daño causado por esta práctica social, con una presencia abierta que no descuide la sensibilización social y la denuncia pero que suponga un referente de apoyo.
 
APRAMP hace suyos los objetivos que muchas mujeres y algunos hombres que se han visto inmersos en el mundo de la prostitución, en mayor o menor medida, han propuesto para sí mismos y para el colectivo:
 
  • Que pueda evitarse que muchas personas que se ven obligadas a recurrir por primera vez a la prostitución, queden atrapadas en ella.
  • Que las personas que se ven obligadas a ejercer la prostitución puedan recibir un apoyo para recuperarse física, psíquica y socialmente, frenando procesos de deterioro y degradación.
  • Que cualquier ayuda que se les pueda dar, cuente con sus propias capacidades para hacer posible el cambio y con elementos positivos de su propio mundo.
  • Que puedan recibir apoyo eficiente en la búsqueda de alternativas para su subsistencia.
  • Que puedan llegar a comprender su situación desde una perspectiva más global, conociendo, diferenciando y denunciando aquellos mecanismos, culturales y sociales que producen o favorecen esta situación de explotación.
  • Que puedan desarrollarse y expandirse los valores de solidaridad, disponibilidad y ayuda mutua entre ellas y ellos.
  • Que crezca la sensibilización y la solidaridad en nuestra sociedad ante esta problemática, y se desplace el rechazo y la penalización de las personas prostituidas hacia quienes se lucran con el tráfico del sexo y hacia quienes lo consienten.
 
Desarrollan su actividad en tres áreas:
  • La acción preventiva
  • La acción asistencial y de apoyo
  • La actuación facilitadora de la reinserción
 
PROGRAMAS
  • De detección
    • Del mayor número de mujeres prostituidas en Madrid, contacto y conocimiento de la situación.
    • De detección y acercamiento a otros colectivos que ejercen la prostitución: homosexuales, “chaperos”, travestidos y transexuales.
  • Atención social, psicológica y asesoría jurídica a cuantas personas lo solicitan
    • Desde el Apoyo Social se pretende, por un lado, facilitar al máximo el acceso a los recursos y, por otro, ayudar al desarrollo de las capacidades individuales para el logro de la autonomía personal.
    • El Apoyo Psicológico se realiza en atención individualizada ante situaciones de emergencia o conflicto grave; casos de ansiedad o depresión que desvelan problemas personales o familiares. Toma de conciencia de la situación personal, resolución de conflictos, nuevas habilidades y autoestima.
    • El Servicio de Asesoría Jurídica trata mayoritariamente temas relacionados con separaciones y divorcios, denuncias por agresión o tráfico de drogas; asuntos pendientes con la justicia; problemas derivados de la inmigración ilegal.
 
  • Prevención
    • Prevención de la prostitución
      • En mujeres jóvenes (hijas de mujeres prostituidas o que ejercen de manera esporádica)
      • Inmigrantes
      • Que inician el consumo de drogas
    • Prevención del mayor deterioro y marginación de las mujeres que están ejerciendo la prostitución en condiciones de especial dificultad
      • Las más mayores
      • Las que viven conflictos o crisis personales o de convivencia
      • Las que consumen drogas
      • Las que padecen ludopatía
      • Las que padecen enfermedad mental
    • Prevención de riesgos: enfermedades y transmisión de enfermedades, consumo de drogas, abandono de hijos, agresiones.
  • Integración
Se entiende por integración no sólo la inserción en un circuito, grupo o recurso. Ser una persona “integrada” supone ser una persona activa y consciente, capaz de dar respuestas a su propia situación y la del entorno.
  • Reinserción
Se intenta que las medidas de reinserción pongan especial énfasis en aportar elementos de estabilidad y arraigo. Se trata de ofrecer alternativas de inserción social y laboral que les permita dejar el medio en el que viven:
·         Intermediando en el acceso a viviendas de alquiler, respaldando experiencias de vivienda compartida y ayudando a conseguir una buena gestión doméstica y económica.
·         Favoreciendo la vuelta al contexto de origen.
·         Capacitando para el empleo.
·         Promoción de la participación de las personas que ejercen la prostitución en la resolución de los problemas de su colectivo.
·         Promoción de la participación social: las personas que participan voluntariamente en APRAMP refuerzan las actividades programadas y realizan funciones de acompañamiento.
 
SERVICIOS:
  • Centro de acogida
Es el elemento aglutinador y coordinador de todas las actividades que se realizan desde APRAMP. En éste se acoge a toda persona que acude, sin necesidad de cita previa, demandando información o ayuda. La atención es continuada, de 10 a 19 horas, de lunes a sábado. En este servicio se presta atención integral, social, psicológica tanto grupal como individual. También se ofrece asesoría jurídica.
Se atienden también situaciones de emergencia (agresiones, expulsiones de la pensión, enfermedades críticas, síndrome de abstinencia, sobredosis...). Desde estas casas, además del respaldo emocional y la atención física de primera urgencia se les acompaña al servicio que se hará cargo de la situación.
El Centro de acogida es además un espacio de convivencia, que trata de facilitar relaciones tranquilas, permitiendo encontrar un soporte emocional y un refugio psicológico.
También cuenta con un servicio de duchas y lavadoras para poder garantizar la higiene personal y la de los hijos e hijas de las mujeres con más dificultades.
 
  • Unidad móvil
Se puso en marcha en 1991 con el fin de establecer contacto en aquellos espacios donde se ejerce la prostitución. Permite llevar a cabo campañas de prevención de enfermedades de transmisión sexual y de transmisión por vía intravenosa. Campañas de un alto nivel de efectividad porque se hacen desde el contacto directo y repetido, estableciendo un diálogo y aprovechando al máximo la propia capacidad del colectivo para transmitir información y crear “estado de opinión y sensibilización”. También posibilita conocer directamente las situaciones sanitarias, psicológicas y sociales graves o de alto riesgo y poner en contacto a las personas con los recursos adecuados.
Desde la Unidad Móvil se informa y recoge información; se deriva a otros recursos sociales, sanitarios y jurídicos; se acompaña en caso necesario; se reparten preservativos y se intercambian jeringuillas; se atiende y se reconforta en situaciones de crisis o agresión; se denuncian las situaciones de violencia que se detecta.
La Unidad Móvil recorre cada día una zona distinta de prostitución. Se reparten folletos entre el colectivo en los que se indican las zonas y los horarios.
 
  • Piso de estancias breves:
Procura alojamiento provisional a mujeres con o sin hijos, que ejerciendo la prostitución viven en una situación de especial dificultad personal o convivencial, en espera de poder acceder a alternativas más estables. El tiempo de estancia puede durar de tres a seis meses y finaliza con su incorporación a otros servicios más adecuados o a programas de reinserción de APRAMP.
  • Piso de reinserción:

Pretende ser el apoyo residencial en primera instancia en las decisiones de abandono de la prostitución y/o drogodependencia. La estancia se prolonga dependiendo del caso. Permite trabajar los hábitos y actitudes favorables para la convivencia, lo que las prepara para acceder a otro tipo de recursos como las viviendas compartidas. Se prioriza el apoyo para encontrar salidas laborales.

  • Cursos y talleres formativos

Con tres niveles: Básico, formación prelaboral y capacitación para el empleo.

  • Empresa de inserción de reciclado de Tonner.

Tras un periodo de capacitación y posterior selección, trabajan actualmente 20 personas en distintos turnos con contrato laboral.

 

  • Tienda APRAMP

En ella se comercializan los productos realizados en los talleres de formación y en la empresa de reinserción. Ha significado la creación de puestos de trabajo y permiten la realización de prácticas de las personas que han participado en los cursos de formación relacionados con el comercio y el marketing.

Observatorio de la Violencia contra las Mujeres- Fundación Mujeres - Calle Ponzano, 7 -4ª planta, Tf 91 591 24 20 - 28010 Madrid - comunicacion@fundacionmujeres.es
Copyright 2006 - xthml - css